Información

7 cualidades de los niños motivados

7 cualidades de los niños motivados

El niño motivado es fuerte y está ansioso por hacer todo lo que esté a su alcance para ganar y mejorar en todo lo que hace. Descubra los principales signos o cualidades del niño motivado y tenga cuidado de cultivarlos y alentarlos siempre, pero con medida y precaución, para que no caigan al extremo donde se salgan de control y se echen a perder y sean incapaces de sí mismos o tomar fracasos o derrota!
La motivación es la clave del éxito, tanto personal como profesionalmente. Pero esto no se cultiva ni se aprende como lectura o escritura o buenos modales. Es un gran desafío para los padres, porque no sé por dónde comenzar, cuáles son las técnicas o los mejores métodos para inspirar el espíritu del ganador y ayudarlo a lograr todos los objetivos propuestos, pero especialmente cuando hay demasiado y ¡excede el límite del control, poder, libertad y otras cualidades!

Independencia

Fomentar la independencia y autonomía del niño en última instancia conduce a una actitud motivada hacia el niño.
Depende de usted que en los primeros años de su infancia lo aliente a que se involucre y experimente todo tipo de situaciones por su cuenta, para ganar gradualmente independencia para ir, comer, ir a la escuela, hacer su tarea, y poner mesa etc. Son pasos importantes para que con el paso del tiempo puedan ponerse de pie y lograr todo lo que proponen.

Sociabilidad

La sociabilidad es una de las principales características de un niño motivado. Una persona socialmente activa es la que logra establecer relaciones, nuevos proyectos y siempre encuentra fuentes de nuevos proyectos o soluciones para su campo de interés.

Poder

A menudo, el poder o el deseo exagerado de poder tiene una connotación negativa. Pero también puede tener un aspecto positivo, si se usa en la medida y para fines apropiados. El poder, como fuerza motivadora, ayuda al niño a ser más responsable, ganar influencia y tener más autoridad.
Pero también puede ser una trampa peligrosa en su desarrollo, si no tienes cuidado de cómo infundes el deseo de poder y no aprendes a controlarlo adecuadamente y con los propósitos adecuados.

Foto: metroparent.com

Agresividad

Al igual que con el poder, la agresión puede ser un camino hacia el poder y el éxito, si se controla adecuadamente. También es una característica de los niños motivados. No se puede tener éxito y lograr todos los objetivos sin un poco de agresión competitiva. Es un grado de agresión utilizado en el espíritu de justicia y la necesidad de ser escuchado y respetado.

Curiosidad

El deseo de saber es la característica de cualquier persona exitosa.
Todos los niños sienten curiosidad por el hilo y se les debe permitir satisfacer su curiosidad, siempre que no sean peligrosos o destructivos para él.

Positivismo

Ningún niño que ponga el NO al frente, antes que nada, no tendrá éxito en lo que pretende. Una de las cualidades que define al niño motivado es el optimismo y el positivismo. Pensar orientado a las metas y objetivos, la confianza de que se pueden lograr y probar todos los métodos para llevarlos a cabo son cualidades de un niño fuerte y motivado, que no es golpeado por los pequeños obstáculos que se le presentan.

Críe a su hijo con un espíritu optimista y positivo, aplique una disciplina positiva y ayúdelo a ver siempre todo el cristal, pero sin protegerlo de fallas y errores cuando sean inevitables. No debe ser criado "en la bocanada", sin enfrentar lo que significa y encontrar dificultades o fracasos en el cumplimiento de los objetivos. Por error, el niño pequeño puede aprender mucho y puede demostrar ser una herramienta de motivación efectiva.

Reconocimiento

El niño motivado siempre está en busca de reconocimiento. A todos les gusta ser apreciados y alabados por el éxito, y estos pueden ser muy buenas técnicas para motivar y alentar al niño.
Cuanto más lo aprecia una persona, recibe elogios y reconocimiento por sus méritos, más se dedicará a la "caza" de proyectos más importantes y estará ansioso por hacer más cosas en el futuro.

Etiquetas Independencia infantil Curiosidad infantil Agresión infantil Sociabilidad infantil