Corto

El niño con TDAH, todo lo que puede hacer por él como padre

El niño con TDAH, todo lo que puede hacer por él como padre

El TDAH o déficit de atención es un "defecto" neurológico que se manifiesta a través de la incapacidad para concentrarse, hiperactividad, temperamento difícil o habilidades sociales bajas. Es un trastorno del comportamiento que requiere una gama compleja de terapias y tratamientos para mejorar la vida del niño. ¡Pero usted, como padre, puede hacer mucho para ayudarlo a superar los síntomas!

Descubrir!

Lo primero y más importante después de encontrar el diagnóstico es fortalecer su conocimiento sobre esta enfermedad. Obtenga más información sobre el TDAH, cómo afecta al niño, cómo lidiar con él como padre y cuáles son las estrategias y métodos más nuevos y efectivos para superar la condición.

¡Cuídate!

Usted no es el paciente, pero debe estar en forma y tener la fuerza para ayudar al niño. Por lo tanto, los especialistas aconsejan a los padres que tienen un hijo con TDAH que presten más atención a su salud física y mental. Si está estresado, exhausto y sin vitalidad, no podrá ayudar al niño de ninguna manera. Por lo tanto, cuídate lo más que puedas, cuídate a ti mismo y a tus pasatiempos y pasiones, separándote del problema en cuestión, al menos de vez en cuando.

¡Comunícate permanentemente con el niño!

Dichos niños no deben ser tratados como si no supieran o no pudieran hablar o como algunos pacientes acostados en la cama. ¡Habla con él tanto como sea posible! Pero es esencial hacerlo en términos muy simples y específicos. Sea tan explícito y preciso en todo lo que les pide que hagan.

¡Intenta crear una rutina diaria!

Si el bebé tiene una rutina diaria, sabrá qué esperar todos los días y no se sentirá confundido o agitado por los cambios o actividades que perturben su comodidad. Por lo tanto, siempre despiértelo al mismo tiempo, establezca horarios de comidas, actividades escolares y extracurriculares y trate de no desviarse demasiado del programa.

Si se producen cambios en esta rutina, siempre notifíquelo antes del cambio para estar preparado y no tomarlo por sorpresa.

¡Sé organizado!

Los niños con TDAH están predispuestos a perder varias cosas, por lo que es esencial ser organizado y tratar de crear espacios organizados para que los niños pongan cosas diferentes: juguetes, ropa, suministros, etc. Siempre trate de alentar al niño a poner las cosas que usa en su lugar.

¡Minimice las elecciones que tiene que hacer el niño!

Demasiadas opciones y variantes de cosas o ideas para elegir pueden confundir y abrumar al niño con TDAH. Puedo confundirlo porque no puede concentrarse en demasiadas cosas a la vez. Entonces, cuando quiera preguntarle al niño qué ponerse, limítese a 2 opciones. Además, cuando quieras traer niños contigo para jugar con él, no optes por más de 2, para no abrumarlo.

¡Reduce lo más posible las cosas que distraen su atención!

Especialmente cuando el niño se enfoca en una determinada actividad, como un tema escolar, es importante proporcionarle un ambiente más tranquilo y sin distraer cosas (galagia, música, televisión, juguetes en la mañana, demasiada gente alrededor, etc.).

¡Míralo cuidadosamente en las interacciones sociales!

Los niños que padecen TDAH tienden a ser impulsivos y tienen dificultades para desarrollar habilidades sociales. Por lo tanto, cuando su bebé está jugando con otros niños o está en público, debe vigilarlo de cerca para evitar salidas incontroladas o pequeños accidentes. Si ve que comienza a agitarse y entrar en pánico, guíelo suavemente en lo que tiene que hacer y no olvide felicitarlo cuando sea hermoso.

¡Alienta sus talentos y pasiones!

Observe cuidadosamente los talentos de su pequeño y aliéntelo a cultivarlos. De esta manera, lo ayudará a tener más confianza en él y a desarrollar habilidades sociales valiosas, un aspecto con el que los niños con TDAH tienen problemas.

¡Sé su fan número 1 y dale el doble de afecto!

¡Esté con él en todo lo que necesita, pero sobre todo, muéstrele eso! Felicítelo cada vez que tenga éxito, sin importar cuán pequeño sea, y siempre dígale cuánto lo ama. Apoyarlo y alentarlo en todos sus esfuerzos, ya sea un tema o un cultivo de talento.

Con una combinación armoniosa de amor, cuidado, atención y perseverancia, progresarán juntos y también ayudarán al niño a tener una vida más feliz y de calidad.

Etiquetas Adhd children Behavior